Pasar al contenido principal

“No se pueden confiar: en una pequeña reunión de cumpleaños me contagié de COVID-19”: ibaguereño en Ecuador

Armando Gaitán, conocido en el mundo del modelaje ibaguereño, está hospitalizado en el vecino país.
Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué

El ibaguereño y empresario del espectáculo Armando Gaitán reveló en sus redes sociales que lucha en un hospital del vecino país contra el COVID-19, aunque ya superó el momento más crítico de la enfermedad.

Armando y su familia pasaron un gran susto ante la complicación pulmonar que atravesó el pasado fin de semana, lo cual provocó su hospitalización inmediata. 

En ese momento, no tenía la certeza de ser portador del virus, pues días atrás se había practicado dos pruebas rápidas que había arrojado un resultado erróneo: negativo.

“No es para que lo tomen a mal quienes venden estas pruebas rápidas, pero yo me hice unas pruebas rápidas y me salieron negativas. Eso las hacen en 20 minutos. Entonces me confié en eso y seguí tranquilo. Tenía dolor muscular y dolor de cabeza. Luego no podía respirar al 100 %, si respiraba muy profundo me daba tos”, contó. 

Gaitán adquirió el COVID-19 de la manera menos esperada. No fue en las calles de Quito, no fue en su trabajo ni trotando en las calles de la capital ecuatoriana. “Todo empieza en donde uno confía más: en su propia casa”, relató.

Fue el pasado 20 de junio, en una pequeña reunión de cumpleaños. Su hija cumplió 5 años y con su esposa Alejandra Sánchez, de 27 años, decidieron invitar tres personas a su casa para que la menor disfrutara el momento con un par de amiguitos. 

 “Lo peor que hicimos todos, fue quitarnos la mascarilla. Por eso les digo: cuando inviten a alguien a la casa o tengan una reunión en el trabajo, es mejor que no se quiten la mascarilla”. En el encuentro social, una de las invitadas, dijo que se había hecho una prueba, no se aisló y estaba asintomática. 

“Dos días después, mi esposa se sintió mal, pero a ella no le dio duro. Al día siguiente (23 de junio), me aparecieron dolores en las articulaciones y el médico me dijo era faringitis”, recordó. 

Hoy, en una condición de salud estable, agradeció a Dios su recuperación y contó que sus buenos hábitos de vida jugaron un papel fundamental. Los médicos le dijeron que reaccionó bien al oxigeno y no tuvieron que intubarlo, porque no fuma, hace deporte y se alimenta bien

Armando, de 45 años, lleva 15 en el Ecuador como productor de campañas publicitarias y eventos, y accedió a una entrevista desde la habitación del hospital porque quiere que su testimonio contribuya a la prevención en Ibagué. 

“Quiero dar este testimonio para que la gente no se confíe, porque están saliendo, compartiendo entre amigos, y a todos nos puede caer la enfermedad, se puede multiplicar muy fácil. El problema son las clínicas y los hospitales, que no dan abasto, y se vuelve un problema incontrolable”, concluyó. 

En Ecuador, según las estadísticas oficiales, hay 61.958 infectados y la cifra de muertos es de 4.781.

 
 
© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker