Pasar al contenido principal

Una familia campesina de Ataco rescató enorme águila en peligro de extinción

El animal habría llegado caminando hasta la finca, ya que tiene las plumas de las alas cortadas, lo que le impide volar.
Medioambiente
Autor: Sebastián Rivadeneira
Autor:
Sebastián Rivadeneira
Foto: Cortolima

Sorprendido porque nunca había visto un animal de estos, quedó un pequeño niño cuando se topó con la enorme ave, una de las más grandes del país, cerca a un potrero de la finca de su familia en la vereda Mesa de Pole en Ataco. Y al no saber qué era, regresó hacia su casa para contarle a su madre sobre el hallazgo del individuo. (Ver: Campesino entregó a Cortolima una cría de puma; pensaba que era un gatico doméstico)

“Mi hijo estaba rodeando las vacas y la sorpresa fue que se encontró un animal muy grande y él muy asustado llamó a la mamá, y luego me llamó a mí y que era un animal muy grandísimo. Pues la verdad esta águila no la habíamos visto por acá, porque esos animales solo los habíamos visto por televisión”, explicó Simón Rayo, padre del menor y propietario de la finca El Palmar.

Sin saber qué hacer, esta familia le comentó sobre el hecho a unas vecinas, quienes les dijeron que: “había que matarlo porque supuestamente ese animal devora hasta gente”; pero incrédulo ante tal afirmación y con la firme convicción de que la fauna silvestre se debe preservar, don Simón buscó la manera de ayudar al ave.

Por tanto, consiguió un contacto en la Alcaldía de dicho municipio, a donde llamó y explicó lo que había ocurrido y quienes de inmediato dieron aviso a la Corporación Autónoma Regional del Tolima, Cortolima.

Y al lugar llegó el profesional de la CAR, Diego Castro Neira, quien de inmediato pudo establecer que se trataba de un águila crestada de una edad juvenil.

La cual, a parte de presentar graves signos de domesticación, tiene una herida en un ojo y las plumas de las alas cortadas, por lo que no puede volar. Lo que le plantea a la autoridad ambiental, de que tal vez, esta era tenida en calidad de mascota en alguna finca cercana, escapó y llegó hasta la mencionada propiedad caminando.

“Cuando realizamos la valoración se evidenció que el animal presenta cortes en sus plumas primarias, un daño en el ojo izquierdo y, al parecer, el águila está domesticada ya que es dócil y no presenta comportamiento defensivo”, indicó el funcionario.

El ave fue trasladada hasta el Centro de Atención y Valoración de Fauna Silvestre, CAV, donde está siendo atendida por los profesionales, quienes ya le han realizado varios exámenes clínicos y biológicos para determinar el mejor proceso para su pronta recuperación y posible liberación. (Ver: Cría de puma rescatada en Alvarado se recuperó satisfactoriamente en el Hospital Veterinario de la UT)

“Son animales que puede que no volvamos a ver (...) no los matemos, no los capturemos, porque lo que hay es que mirar cómo los preservamos, cómo los ayudamos a que en un mañana ellos se reproduzcan, porque de eso depende el medio ambiente y el sobrevivir de nosotros”, concluyó Simón Rayo.

El águila crestada se puede encontrar desde Argentina hasta Venezuela. Actualmente, está incluida en la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), ya que es catalogada como una especie en peligro de extinción. Se calcula que en el mundo solo quedan cerca de 1.000 ejemplares.

Esta rapaz suele alimentarse de ardillas, otras aves, monos, puercoespines, coatíes, zarigüeyas, entre otros. Usualmente, viven en zonas montañosas donde predominan los bosques tupidos y la selva, pero debido a la deforestación han tenido que migrar a otras zonas.

Según el Instituto Colombiano de Estudios Superiores de Incolda (Icesi), la distribución de este animal en Colombia se encuentra en Antioquia, Boyacá, Caquetá, Cauca, Cundinamarca, Huila, Magdalena, Meta, Nariño, Quindío, Risaralda y Valle del Cauca.

© 2020 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker