Pasar al contenido principal

Usted está aquí

¡Tenga cuidado! Este hombre es señalado de estafar a propietarios de restaurantes y comerciantes de Ibagué

La historia de cómo este hombre habría estafado a un reconocido empresario de la capital tolimense y a otros más en varias zonas del país.
Justicia
Autor: Redacción Justicia
Autor:
Redacción Justicia
Foto: Suministrada

La emergencia sanitaria del COVID-19 ha provocado que inescrupulosos se aprovechen de la situación, engañando a empresarios y comerciantes de la capital tolimense que están padeciendo dificultades financieras a raíz de la pandemia. 

El propietario del restaurante Plaza Express, Jaime Lizarralde, denunció a través de sus redes sociales que fue víctima de un hombre que lo estafó con un supuesto contrato para el suministro de comidas.

El empresario relató que fue contactado el pasado domingo 10 de mayo por el presunto timador, quien se presentó con el nombre de Javier Saenz.

En medio de la llamada telefónica, el farsante se desenvolvió como todo un profesional: habló con propiedad del tema, aseguró que había sostenido negocios con reconocidos empresarios de la ciudad y hasta se atrevió a decir que tenía contacto directo con el Alcalde, Gobernador y Comandante de la Policía Metropolitana.

La presentación fue tan convincente que generó confianza en Lizarralde, quien decidió escucharlo y aceptar la propuesta.   

Los anticipos sospechosos

Inicialmente, el impostor le dijo que necesitaba un contrato de 80 desayunos, almuerzos y cenas durante 12 días para un grupo de personas que estaban empacando mercados en Ibagué.  

Adelantaron todo el papeleo contractual y el hombre le pidió a Lizarralde que le consignara $208.000 para pagar la póliza del contrato, seguro del anticipo y demás.

La transacción fue realizada y el embaucador, sorpresivamente, no volvió a contestar llamadas ni mensajes hasta después de cuatro días, en donde reapareció proponiendo un negocio más grande de 2.500 platos de lechona para entregar en la base militar de Tolemaida.  

Después de explicar los detalles de la entrega vía WhatsApp, el estafador pidió otro anticipo: esta vez de $500.000.

La nueva solicitud generó desconfianza en Lizarralde quien decidió indagar más sobre el sospechoso.

Durante sus averiguaciones, un conocido le advirtió que esta persona ya había estafado a otros propietarios de restaurantes en la capital tolimense.

En ese sentido, continuó escudriñando en internet y encontró que el sujeto efectivamente tenía casi 60 denuncias por estafa.   

De hecho, hace cuatro años un periódico del departamento del Cesar registró su captura en la ciudad de Valledupar tras presuntamente haber timado a varias personas de esa localidad, haciéndose pasar por un falso productor de televisión. (VER NOTA 

En medio de la angustia, Lizarralde halló más datos que confirmaron sus sospechas: el hombre no se llamaba Javier Saenz sino Cristian Camilo Torres Bernal y era acusado de estafar a varias agrupaciones musicales, modelos y empresarios de todo el país. 

Lo capturaron y a las dos horas lo dejaron libre

Al conocer todos estos elementos, el empresario tolimense decidió contactar a la Sijin de la Policía para tenderle una trampa y capturarlo.  

La estrategia fue decirle que ya tenía el anticipo de $500.000 y concretar una cita para entregárselo personalmente.  

Al principio, el sujeto se mostró apático al encuentro, pero después de varias insistencias, accedió a encontrarse con Lizarralde cerca al Homecenter de la calle 80.

Torres Bernal cumplió la cita y tan pronto recibió el dinero fue capturado por las autoridades y conducido a la Unidad de Reacción Inmediata de la Fiscalía para ser presentado ante el fiscal de turno.

No obstante, después de dos horas de espera, el funcionario del ente acusador nunca llegó y el presunto estafador fue puesto en libertad.

“Nunca llegó el dichoso fiscal y el señor quedó libre anoche (jueves). Son muchas las personas afectadas y dolidas por este personaje. Es una banda que tiene concierto para delinquir y viven en Fusagasugá. Seguirán en las mismas, si el sistema de Justicia de este país continúa siendo garantista y sigue premiando al delincuente”, expresó Lizarralde en su cuenta de Facebook.

A través de redes sociales se está viralizando la fotografía del personaje para que no sigan cayendo más incautos y sea denunciado ante las autoridades competentes.