Pasar al contenido principal

Súper Bolívar, el concejal que usa las necesidades de los más humildes para conseguir votos

Investigación
Autor: elolfato.com
Autor:
elolfato.com

Un debate a la crisis hospitalaria en Ibagué, celebrado el pasado viernes en el Concejo Municipal, terminó convirtiéndose en un aplaudido acto de campaña del concejal Jorge Bolívar, tal vez el cabildante más populista de esa corporación.

Bolívar citó a los funcionarios del sector salud de Ibagué y el Tolima, a gerentes de clínicas y hospitales, a los representantes de las EPS, y llevó dos grupos de personas al Concejo: uno se hizo en la parte alta del recinto para aplaudirlo y el otro, en la parte baja, para que interviniera en el ‘debate’ y de paso le agradecieran públicamente sus buenos oficios.

Este espectáculo preelectoral molestó a los funcionarios invitados, a los sindicalistas y a algunos concejales que no están de acuerdo con la estrategia política de Bolívar de utilizar las necesidades en salud de los más humildes para reelegirse en el Concejo de Ibagué.

Durante la sesión, el concejal conservador intervino varias veces y desde la tribuna se escuchó en repetidas ocasiones el eslogan del político: “Bolívar te defiende”. Cada arenga iba acompañada del sonoro aplauso.

En la parte posterior del recinto estaban dos asistentes de Bolívar organizando a las personas que intervinieron. Las jóvenes les compraron agua, les dieron pan y los prepararon para que relataran sus dramas ante los asistentes.

Y eran personas realmente necesitadas, la mayoría de barrios marginales de Ibagué. Desfilaron pacientes con tumores, familiares de personas que sufren de cirrosis y otros ibaguereños que son maltratados por las EPS.

Una de las asistentes de Bolívar, de vestido blanco, fue quien entregó a la secretaría del Concejo el listado y determinó el orden en que pasaban al frente.

Los funcionarios invitados no lo podían creer. La misma mujer, una vez terminaban de intervenir, conducía a los invitados hasta donde estaban los funcionarios públicos para que se comprometieran con la atención de los ‘recomendados’ del concejal Bolívar. 

El debate no arrojó ningún resultado de fondo, por cuanto la crisis del sistema de salud es estructural y las decisiones las toman el Gobierno Nacional y el Congreso de la República.

Las autoridades locales y regionales se comprometieron a aumentar las visitas y los controles a las clínicas, hospitales y a las EPS, pero más allá no pueden ir.

El único beneficiado con el debate fue el concejal Bolívar, quien ante los ciudadanos de a pie quedó como el defensor de los pacientes, el único político que se interesa por tramitar la cita, el examen médico, el remedio, los pañales desechables para los adultos mayores y, si es necesario, el sepelio. Su ‘gestión’ la hace esperando el respaldo popular en las urnas.

Hábilmente usa su credencial, y el espacio que tiene en una emisora local, para conseguir donaciones y después promocionarse como el defensor de los humildes en su cuenta de Facebook y en el noticiero radial.

Espera muchos votos en octubre

Jorge Bolívar tiene 40 años, es abogado, y llegó a esa corporación con apenas 1.686 votos. Desde el primer día se fijó como objetivo ser Alcalde de Ibagué.

Por eso ha estado en campaña tres años y cuatro meses. Ha usado los medios de comunicación que escuchan los sectores más necesitados para crecer políticamente.

Sin embargo, su aspiración a la Alcaldía no logró el respaldo político esperado y será nuevamente candidato al Concejo Municipal.

Bolívar dijo que espera “recoger los frutos” de su estrategia política y obtener muchos votos en las próximas elecciones de octubre.

Sostuvo que no le molesta que le digan ‘pantallero’ y admitió que usa su investidura de concejal para solicitar favores en las entidades públicas.

Si por eso me van a condenar, por ayudarle al pueblo, pues déjeme decirle que voy a asumir las consecuencias pero lo seguiré haciendo mientras Dios y la Virgen me den licencia”, afirmó.

¿Quiere coadministrar en la secretaría de Salud?

El concejal conservador ha generado tensión al interior del gobierno del alcalde Luis H. Rodríguez, informaron tres fuentes del gabinete y dos concejales gobiernistas.

Bolívar es acusado de intentar ‘coadministrar’ en la secretaría de Salud de Ibagué. Se inventó una ‘Unidad de reacción Inmediata’ en esa dependencia y la dirigía desde los micrófonos del noticiero en el que era columnista permanente. Esta iniciativa se acabó hace más de un año y medio.

Después, propuso un ‘Defensoría del paciente’ pero la titular de esa cartera, Lucía Peña, se opuso por varias razones. Primero, porque esa labor la ejerce la Defensoría del Pueblo y, la segunda, porque teme que usen esa estrategia para atrapar electores.

Pero el cabildante no se ha quedado quieto y logró que le contrataran tres auxiliares de enfermería en esa secretaría.

Resulta curioso que durante el debate, Bolívar confesó que desde esa dependencia le “mandan” personas para que él les “ayude” tramitando tutelas, gestionando consultas  consiguiendo medicamentos.

¿Serán sus cuotas las que mandan a estos ciudadanos a buscar ayuda en la sede del político? Esa respuesta deberían entregarla los organismos de control.

“Los aplausos no los traje yo”

Después del debate, el cuestionado político dijo que él no estaba detrás de los sonoros aplausos pero después reconoció que llevó personas de su equipo político.

En su cuenta de Facebook, ante la abundante promoción de sus buenas obras, el líder del Polo Democrático Miguel Gordillo, le recordó al concejal conservador el siguiente pasaje de la Biblia: "Mas cuando tú des limosna, no sepa tu izquierda lo que hace tu derecha, para que sea tu limosna en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público", (Mateo 6:3).

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker