Pasar al contenido principal

Por primera vez, la unidad equina del Hospital Veterinario de la UT da atención a tres yeguas con sus crías  

Las dos potrancas y el potro se encuentran recuperándose satisfactoriamente.
Región
Autor: Ruddy Díaz
Autor:
Ruddy Díaz

La unidad de equinos y grandes animales del Hospital Veterinario de la Universidad del Tolima atiende por primera vez, en los siete meses que lleva de funcionamiento, a tres yeguas y sus crías.

Jorge Perilla, médico veterinario del servicio de equinos del Hospital, manifestó que en el lugar se encuentran dos potrancas y un potro, de ellos, dos fueron recibidos al día siguiente de su nacimiento y el otro, a los cuatro meses.

Es la primera vez que tenemos un flujo de pacientes que son más potros que caballos adultos”, expresó Perilla.

El veterinario explicó que los animales son de raza criolla colombiana y vienen de los municipios de Girardot, Valle de San Juan y el corregimiento de El Totumo.

Asimismo, dijo que las dos potrancas entraron al Hospital porque nacieron prematuras.

“Una de las potrancas tiene cuatro días de nacida, ella está alimentándose de leche materna, no tenemos que administrarle suplementos porque en realidad lo está haciendo bastante bien”, enfatizó el veterinario.

La otra neonato, ya tiene 19 días y está en el proceso de explorar con su madre el reemplazo de leche materna por heno.

Perilla explicó que este caso es más complejo porque el animal tiene una debilidad en sus huesos. “Se para un poco inestable por eso nosotros creemos que ella debe permanecer en el hospital un mes a ver cómo progresa. Ella es la única de los potros que no puede salir al sol por la enfermedad particular de sus huesos”, enfatizó.

El único macho de los animales presentó un déficit neurológico, es decir, una afección del sistema nervioso central.

“Tiene cuatro meses y lo que hacía era que giraba en círculos, tenía unos movimientos rotacionales, se apoyaba contra las paredes”, comentó.

Este caso para el Hospital fue un reto dado a que el cuadro clínico apareció de manera súbita, “lo que hace que el trabajo del médico veterinario sea más complejo porque no hay una historia que soporte lo que está pasando”, acotó.

Sin embargo, el mamífero ya está dado de alta, pero su dueño desea que esté más tiempo en el lugar para que esta condición neurológica no se vuelva a presentar.

La unidad equina y de animales grandes del Hospital Veterinario de la Universidad del Tolima continúa atendiendo a esta especie que predomina en el departamento.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker