Pasar al contenido principal

Estudiante de la UT ganó beca para enseñar español en una universidad de Estados Unidos

Se trata de Juan David Bueno, estudiante de último semestre de Licenciatura en Inglés, quien se ganó una beca del programa Fulbright Foreign Language Teaching Assistant.
Región
Autor: Valentina Castellanos Jater
Autor:
Valentina Castellanos Jater
Foto: Medios UT

Las oportunidades en la vida, en muchas ocasiones, llegan tan solo una vez y cuando se presentan hay que aferrarse a ellas como si de ello dependieramos. Y, Juan David Bueno un estudiante de Licenciatura en Inglés de la UT, recibió una oportunidad que posiblemente cambie el rumbo de su vida.

El 30 de octubre recibió la noticia de su admisión como becario Fulbright del programa Fulbright Foreign Language Teaching Assistant, en el cual tendrá la posibilidad de viajar a Estados Unidos y vincularse a universidades para enseñar español en cursos introductorios o intermedios.

Su proceso de selección duró cuatro meses aproximadamente, y durante el transcurso de ese periodo, recibió la asesoría de algunos de sus docentes en la redacción de los ensayos, y para él, ellos cumplieron un papel fundamental y por esto fueron unos de los primeros en enterarse de la noticia.

Así pues, este programa tiene como objetivo dar la oportunidad a cinco docentes de licenciatura de inglés o a estudiantes entre los dos últimos semestres de programas de licenciatura con énfasis en inglés de perfeccionar las habilidades de enseñanza en idiomas.

En el momento tiene sus expectativas puestas en esta experiencia, ya que ser un exbecario de Fulbright tiene gran relevancia en el mundo. Asimismo, espera continuar liderando procesos juveniles de empoderamiento como el que realiza en la organización La Plataforma.

También, durante su participación como becario, considera que su mayor aporte sería darle voz a los temas de conflicto armado que han afectado a Colombia a lo largo de los años, e igualmente, implementar una visión de la educación latinoamericana en su aula de clase.

Su historia

Este ibaguereño de 26 años se encuentra finalizando su carrera profesional, y desde muy joven ha participado labores sociales. En los cuales ha desarrollado proyectos con impacto pedagógico como en la ONG Castillo del Rey. Por ello, tomó la desición de aprender una segunda lengua.

“Para ser muy sincero recuerdo como anécdota mi primera clase, todos mis compañeros sabían hablar inglés menos yo, no sabía ni siquiera presentarme en inglés. Me dije que tenía dos oportunidades, o claudico y dejo esto a un lado, o seguimos y la sacamos del estadio. Así que me decidí a estudiar, ser juicioso y disciplinado, y poco a poco fui mejorando mis habilidades”, contó a Medios UT.

Su pensamiento de contribuir a la región y a su desarrollo personal y profesional lo llevaron a presentarse en la convocatoria, con el fin de aportar al departamento y repensar la forma en la que los jóvenes están viendo la región.

“Creo que la educación en los tiempos que estamos viviendo debe ser una educación, a mi criterio, activista, que se abandere de las causas perdidas, que sueñe con una sociedad distinta, una sociedad más justa y que nos ponga a mirarnos como iguales, generándonos empatía, eso es fundamental”, concluyó.

La importancia de que estas posibilidades se les brinden a los estudiantes y egresados son motivantes. Aunque muchos no se presenten a ellas por miedo de fracasar, pero como alguna vez alguien dijo: "No por miedo a errar, vas a dejar de jugar". 

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker