Pasar al contenido principal

Chaparral devuelve 7.000 biológicos contra el COVID-19 porque sus habitantes no quieren vacunarse

El municipio recibió 13.000 vacunas de Jansen, pero la Secretaría de Salud pidió el regreso de 7.000 dosis debido a las jornadas de vacunación sin asistentes.
Región
Autor: Juan Esteban Leguízamo
Autor:
Juan Esteban Leguízamo
Vacunas en Chaparral están siendo devueltas porque sus habitantes no asisten a jornadas de vacunación
Foto: EL OLFATO

De las vacunas contra el COVID-19 se espera que tengan un viaje de ida, sin regreso, hacia poblaciones priorizadas. No obstante, este no es el caso del municipio de Chaparral.

La gerente del hospital San Juan Bautista, Sara Campos, explicó que los biológicos no están siendo aplicados por inasistencia y están siendo devueltos a la Secretaría de Salud Departamental.

“El secretario de Salud, Jorge Bolívar, ordenó recoger algunas vacunas en los municipios donde la velocidad de vacunación no está siendo la esperada”, indicó Campos.

Chaparral tiene alrededor de 54.000 habitantes y hace parte de los municipios priorizados a nivel nacional que desbloquearon todas sus etapas de vacunación. Es decir, mayores de 18 años –incluso sin comorbilidades– pueden acceder al biológico.

Por esa razón, las autoridades esperaban vacunar a un ritmo de mínimo 500 dosis por día. Sin embargo, las cifras reales oscilaron entre 200 y 250 vacunaciones diarias.

El municipio también esperaba vacunar a mayor velocidad porque había recibido, tres semanas atrás, un total de 13.000 vacunas de Jansen. Pero con estas cifras diarias desalentadoras, la Secretaría de Salud solicitó el regreso de 7.000 dosis.

Estos biológicos no utilizados, explicó Campos, serán reasignados a otros municipios que se encuentren desabastecidos y los requieran con urgencia para sus habitantes. La decisión es positiva y soluciona un problema de salud pública, pero persiste otro: la negación de algunas poblaciones a inmunizarse contra el COVID-19.

Sara Campos atribuye el problema a los mitos creados alrededor de las vacunas y sus efectos secundarios.

“Han circulado una serie de mentiras entre las personas, algunos creen que no es indispensable recibirla. En algún punto pensamos que era por falta de acceso, pero incluso en las veredas de Chaparral la asistencia ha sido baja”, indicó la gerente.

Y añadió un dato preocupante: “no hemos alcanzado a vacunar el 50% de los habitantes en el municipio”.

Al respecto, las autoridades locales continúan fomentando campañas de pedagogía y concientización, pero temen al fenómeno que empezó a conocerse de manera internacional como ‘la pandemia de los no vacunados’.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker