Pasar al contenido principal

¿Qué plan de desarrollo necesita Ibagué hoy?

La emergencia por el COVID - 19 ha tenido hasta ahora 2 efectos claros sobre nuestra realidad:

  • En primer lugar ha puesto en evidencia la precariedad de nuestro sistema de salud pública; desde la vetusta infraestructura hospitalaria hasta las malas condiciones laborales del recurso humano, pasando por la falta de dotación e insumos para la prestación del servicio. 
  • En segundo lugar ha obligado a los gobiernos a tomar medidas como el confinamiento, que ocasiona inmensos daños a la ya maltrecha economía, con un impacto severo en el caso de Ibagué. 

Ya es indiscutible que en el presente y en el futuro inmediato debemos la sociedad colombiana y el gobierno en todos sus niveles ocuparnos de atender el problema de salud pública y trabajar por la reactivación económica.

Siendo el  plan de desarrollo “Ibagué Vibra” 2020 – 2023 la “carta de navegación” de las actividades del gobierno municipal en este periodo, no podemos menos que orientar dicho plan prioritariamente hacia la atención de la emergencia de salud pública actual y a la reactivación económica. Por esta razón entendemos que los programas y proyectos y la asignación de recursos respondan a estas prioridades. Sin embargo, lo que encontramos en la propuesta de Plan de Desarrollo presentada por la Administración Municipal es la priorización de las obras de infraestructura, adornado con algunas referencias a la Pandemia.

Queremos ver en el Plan de Desarrollo los programas, subprogramas y recursos asignados de manera prioritaria para ampliar y mejorar la oferta hospitalaria del municipio, subsidios y ayudas para las familias que los necesitan (ajustadas a las necesidades nutricionales de las familias y adquiridos a precios razonables) y programas y subprogramas de asistencia técnica, apoyo financiero y comercial real a los mayores generadores de empleo en el municipio (trabajadores informales 69%, micro, pequeños y medianos empresarios 90% del empleo formal).

Queremos ver en el plan de desarrollo un sector agropecuario con programas y subprogramas que les permita mantener y fortalecer su producción (Créditos subsidiados y apalancados por el municipio, canales de comercialización asistidos por el municipio, etc.). Invirtiendo el 1.8% del presupuesto en inclusión social, el 0.4% en emprendimiento, el 0.28% en vivienda, el 0.28% en ciencia y tecnología, el 0.69% en agricultura, el 0.1%, en turismo y el 1.2 en medio ambiente NO vamos a lograr atender la crisis de salud y mucho menos reactivar nuestra economía.

Por todo lo anterior le propongo a la Alcaldía Municipal modificar su propuesta de plan de desarrollo, asignando todos los recursos posibles a la atención de la emergencia sanitaria y  la reactivación económica. Las obras de infraestructura no pueden ser la prioridad.

 

 

Diseño y desarrollo web por Micoworker
© 2020 All reserved rights.