Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Niño de tres años asesinado en el barrio San Antonio de Ibagué fue torturado

Investigación
Autor: ElOlfato
Autor:
ElOlfato

Tras el asesinato de un menor de tres años en el barrio San Antonio de Ibagué, presuntamente, a manos de su padre, la Fiscalía confirmó que el sujeto será imputado por los delitos de homicidio y tortura agravada. (Vea: Fiscalía imputará cargos a hombre que habría asesinado a su hijo de tres años en Ibagué).

La Fiscalía indicó que el padre del niño, identificado como Didier Fabián Gallardo, de 25 años, es el principal sospechoso del asesinato, toda vez que en el momento de los hechos, era la única persona que acompañaba al menor.

“Se adelantaron todas las pesquisas y efectivamente ante las inconsistencias de las versiones que suministraba el señor padre, se pudo evidenciar, por lo menos circunstancialmente, que este sería el presunto autor del hecho”, dijo Izquierdo.

Y agregó que “esta persona respondía con evasivas y no entregaba ninguna información que fuera contundente, eso hizo que los investigadores inmediatamente marcaran la hipótesis delictiva en la que él sería el presunto autor del hecho”.

Por otra parte, la Fiscalía indicó que se hizo la verificación de antecedentes contra Gallardo y se logró establecer que esta persona tendría una sentencia condenatoria que fue emitida por un juzgado de Bogotá, por el delito de hurto calificado agravado, razón por la que el sujeto fue capturado y puesto a disposición de las autoridades para que cumpla con esta sentencia condenatoria.

El menor fue torturado

Según relató la Directora de Fiscalías en el Tolima, Zeidy Jeaneth Izquierdo, el pasado sábado, el menor fue llevado por su padre al hospital San Francisco, lugar al que ingresó sin signos vitales.

“Las labores investigativas que se realizaron por parte de la Policía Nacional y del Cuerpo Técnico de Investigación, lograron establecer que el niño llegó con signos de maltrato y que efectivamente se estaría ante el delito de homicidio agravado”, indicó Izquierdo.

Según la funcionaria, el menor presentaba signos de maltrato físico como golpes, laceraciones y mordiscos, razón por la que se podría imputar un tercer delito contra el padre, el de tortura agravada.

Para la Fiscalía, este caso es similar al de la niña Sharik Nicol Hernández Tapiero, quien fue torturada y asesinada por su madre y su padrastro en el municipio de Rovira, hechos ocurridos el 10 de enero de 2017.

“Esta serie de hechos nos obligan a aunar esfuerzos para que estos casos no queden en la impunidad”, concluyó la Directora de Fiscalías en el Tolima.