Pasar al contenido principal

Comenzó el regresivo para atravesar el Túnel de la Línea

La obra será inaugurada el viernes 4 de septiembre.
Nación
Autor: Redacción Nación
Autor:
Redacción Nación
Foto: Invías

Más de 6000 personas, once años de trabajo y una inversión de 1 billón de pesos han hecho posible la obra de infraestructura más importante en la historia de Colombia: la construcción del túnel de La Línea, una obra que conecta al puerto de Buenaventura con el centro del país y con la cual la nación viene soñando durante más de un siglo.

El proyecto habría podido quedar en solo un deseo de no ser por la decisión del Gobierno nacional de emprender la excavación del túnel piloto en enero de 2005, que implicó la perforación de 200.000 m3 de roca y requirió de maquinaria especializada debido a las características especiales de la cordillera Central, así como de la construcción de una planta de tratamiento de aguas residuales con capacidad para tratar 200 litros por segundo. Esta decisión fue determinante, pues no solo dio luces sobre la viabilidad del mismo, sino que se convirtió en el mejor estudio para conocer las características geológicas, geotécnicas e hidrogeológicas de la cordillera Central de Los Andes, entre los departamentos de Tolima y Quindío.

Finalizada la excavación del túnel piloto en 2008, en agosto de 2009 comenzaron los trabajos del túnel principal –que para entonces contaba con los estudios requeridos–, a 2400 metros sobre el nivel del mar y a 900 metros de profundidad bajo el alto de La Línea.

El trabajo fue emprendido por ingeniería netamente colombiana, con más de 6000 personas entre quienes se encontraban ingenieros civiles, ambientales topográficos, mecánicos, eléctricos y de sistemas. Para llevarlo a cabo se requirió retirar 1.000.000 de m3 de roca, lo cual permitió abrir un boquete para el ingreso del túnel similar al de un apartamento de 100 m2 y emplear 40.000 toneladas de acero para soportar su estructura, que una vez construida fue recubierta con 450.000 m3 de concreto.

Como lo explicó la Ministra de Transporte Ángela María Orozco Gómez, “el túnel de La Línea es el proyecto que ha tenido la mayor cantidad de estudios en etapa de estructuración en la historia del país, porque contaba con diseños definitivos en fase 3, estudios de diseños y geofísica adicionales a los exigidos por la normatividad e incluso con la licencia ambiental antes de su licitación, lo que demuestra la seriedad y el compromiso del Gobierno con el proyecto y la tenacidad de los héroes que sacaron adelante las obras”.

Salida del túnel principal con dirección al centro del país. Este tiene un ancho de 12,5 m.

Interior del túnel de La Línea: tiene 2 carriles de operación y un tercero para emergencias.

Hay 3 túneles cortos después de Calarcá. Este es el Robles, con 904 m.

Túnel piloto - 2007

Portal Bermellón - 2010

Trabajos de perforación - 2012

Con información de Invías

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker