Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Más de 14.000 millones en tres años ha recibido el ‘contratista estrella’ del Ibal

El Ibal intentó obstruir esta investigación y tardó casi mes y medio para entregar la información que se solicitó a través de un derecho de petición.
Investigación
Autor: Luis Eduardo González
Autor:
Luis Eduardo González
Exclusivo
Foto: EL OLFATO

El nombre de Didier Portela Torres infunde respeto en la sede principal de la Empresa Ibaguereña de Acueducto y Alcantarillado (Ibal), en el barrio La Pola. Desde las señoras de los servicios generales hasta el más alto ejecutivo de la empresa saben que es el contratista estrella de la presente administración.

Portela Torres llegó al Ibal, coincidencialmente, con el exgerente Alberto Girón y desde el año 2016 ha celebrado seis contratos que sumados equivalen a la cifra de $14.509.890.623. (Ver: Contratos de Didier Portela - Emergencias alcantarillado 2018 - Construcción alcantarillado barrio Versalles - Mantenimiento malla vial

Este contratista ha logrado quedarse -de manera consecutiva- con los atractivos contratos de la atención de emergencias de acueducto y alcantarillado, el mantenimiento y recuperación de la malla vial deteriorada por fallas de la red del Ibal y la construcción de la red de alcantarillado de aguas residuales del barrio Versalles.

Y en las licitaciones públicas en las que ha participado, por intermedio de su empresa Incobelci, siempre aparecen sombras. Algunos proponentes denuncian que los pliegos se montan “amarrados” y otros, un poco más directos, anuncian que el ganador será Didier Portela.

En junio de 2017, el abogado Jhon Alexander Carrillo Prieto, representante de otro oferente, denunció con anticipación que el contrato de emergencias de alcantarillado, por $3.000 millones, se lo ganaría el consorcio integrado “por los profesionales Didier Portela y Orley Vidales”. (Ver: Adjudicación de Emergencias de alcantarillado 2017)

Carrillo hizo la predicción el día 28 de abril y, el 31 de mayo de ese año, el entonces gerente del Ibal, Alberto Girón, le adjudicó el contrato de emergencias al consorcio representado por el ingeniero Didier Portela.

Dos años después, el panorama no ha cambiado. El Ibal acaba de adjudicar dos contratos para atender las emergencias de las redes de acueducto y alcantarillado, por $7.491.812.819, a dos consorcios en los que participa Portela. (Ver: Contratos adjudicados Emergencias alcantarillado - Emergencias acueducto)

Lo llamativo de estas dos últimas licitaciones se presentó un solo proponente y el ingeniero Yamel Sierra, viejo amigo del alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo, alertó que estos procesos parecían direccionados.

En un oficio, Sierra presentó sus observaciones y aseguró que: “Para la contratación de la atención de Emergencias de Alcantarillado y Acueducto, la participación lejos de ser plural, se hace cada vez más reducida, porque son pocos los que cumplen los requisitos exigidos, los cuales cierran cada vez más la participación de posibles oferentes”. (Ver: Alerta del contratista Yamel Sierra)

La comunicación fue dirigida a la secretaria general del Ibal, María Victoria Bobadilla, mano derecha del ahora precandidato Alberto Girón, y al alcalde Guillermo Alfonso Jaramillo, quien, en una reunión en el Hotel Estelar, les pidió a los funcionarios de la empresa no adjudicar esos contratos con un solo oferente.

Dos fuentes de EL OLFATO fueron testigos presenciales del enérgico llamado de atención del mandatario, pero pareciera que en el Ibal manda otra persona.

Para la contratación de la atención de Emergencias de Alcantarillado y Acueducto, la participación lejos de ser plural, se hace cada vez más reducida.
Yamel Sierra

Lazos políticos y familiares

Didier es hermano de María Norby Portela, la mano derecha Guillermo Alfonso Jaramillo en asuntos jurídicos. El mandatario no firma nada sin el visto bueno de su asesora, sostienen fuentes del despacho del alcalde.

Asimismo, María Norby es la defensora de Alberto Girón en un proceso disciplinario que enfrenta en la Procuraduría General de la Nación, por posesionarse como gerente del Ibal, en enero de 2016, pese a estar inhabilitado para ocupar cargos públicos. (Ver: El regalo de Navidad de la Procuraduría para Alberto Girón)

Los hermanos Portela Torres han sido cercanos al partido Liberal y, regularmente, suelen conseguir contratos en todas las entidades oficiales del Tolima que controla el exsenador Mauricio Jaramillo.

Precisamente, EL OLFATO le preguntó -vía WhatsApp- al exsenador Jaramillo si conocía o había tenido relaciones comerciales con el ingeniero Didier Portela, pero respondió de manera sorpresiva. Dijo que no contestaría esa pregunta y procedió a bloquear teléfono desde el cual se le formuló el interrogante.

Contratista confirma relación con Mauricio Jaramillo

Portela aceptó una entrevista con EL OLFATO en la que admitió que tiene una estrecha relación personal con el exsenador Mauricio Jaramillo y que ha desarrollado contratos para una de las constructoras del jefe del partido Liberal.

“El doctor Jaramillo es una persona que aprecio y que le tengo mucha estimación por su rectitud y honorabilidad” y admitió que ha hecho “algunos diseños eléctricos” para la constructora Inversiones Getsemaní Ltda.

Por otro lado, el ingeniero negó ser el contratista “estrella” del Ibal y subrayó que todos los contratos que le ha adjudicado el Ibal han sido a través de licitaciones públicas.

Finalmente, Portela reconoció que sus millonarios contratos de atención de emergencias de la red de acueducto y alcantarillado no tienen ninguna interventoría, y que el Ibal solo le asignó un supervisor.

Intentaron ocultar información en el Ibal

Una vez más, la Empresa Ibaguereña de Acueducto y Alcantarillado (Ibal) intentó ocultar la información pública sobre la contratación del ingeniero Didier Portela, la cual se solicitó el pasado 14 de marzo a través de un derecho de petición.

La secretaria general del Ibal, María Victoria Bobadilla, dilató varias semanas la entrega de la documentación completa, y solo lo hizo hasta el 25 de abril, a las 2:30 de la tarde.

Por esta presunta falta disciplinaria, la Personería Municipal anunció que abrió una investigación preliminar “en averiguación de responsables”, para determinar quién pretendió obstruir el acceso a la información pública.