Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Ana Paola Agudelo

Columnista ElOlfato.com

Los retos para aumentar la productividad en el Tolima

El Tolima se ha mantenido como el octavo departamento con mayor tasa de desempleo en Colombia, justo por encima de la media del país, esto es que solo el 58 % de la población está ocupada, y el 10 % está desempleada. Lo cual significa que tenemos cerca del 30 % de los Tolimenses en el limbo de la ocupación informal, en otras palabras, viviendo o completando su sueldo con rebusque.

El problema del rebusque y de la inestabilidad laboral es que no nos permite avanzar, ni desde los hogares ni en la estadística general para superar la línea de pobreza que para nuestro departamento está por el 7,5 %. Es decir, que de ese 10 % de desempleados ya la mayoría se encuentra en la miseria.

Frente a ello, vemos una oportunidad dentro del programa de gobierno entrante del presidente Iván Duque, en el cual se fijaron tres ejes: legalidad, emprendimiento y equidad. Lo que se traduce como: empleo digno.

En términos de legalidad, usualmente entendemos como lo prohibido y la sanción, pero en este marco de construcción de país, la legalidad en el ámbito laboral significa lograr un sistema en el que los empleadores y empleados tengan mejores condiciones para sacar adelante sus hogares y sus empresas, por medio de normas más justas y menos engorrosas.

Ahora, buscamos que ese rebusque pueda progresivamente transformarse en emprendimiento. Tomar las capacidades como comercio, ventas y trabajos manuales y creativos, para convertirlas en proyectos de vida sostenibles y rentables, lo que el presidente ha denominado como la Política de Economía Naranja. Esto quiere decir que aquellos ciudadanos que han decidido no emplearse para sustentarse con sus propios proyectos, puedan contar con el apoyo del Estado para capacitarse, solicitar créditos e impulso a sus empresas. Con ello, ese rebusque se convertirá en aportes a salud, a pensión, a educación.

El Tolima, tiene enormes retos en términos de aumentar la productividad, la formalización y la internacionalización, para ello venimos trabajando en esta línea de emprendimiento con empresarios del departamento para fomentar el desarrollo de nuevos proyectos productivos que permitan emplear a nuestra gente, al mismo tiempo que convertir a nuestro departamento en una potencia económica, como ya lo venimos avizorando a través de emprendimientos como los cafés especiales.

La empresa privada y la comunidad organizada, han desarrollado un producto de reconocimiento internacional, que no está sometido a las fluctuaciones del precio internacional del café, y que asegura un precio justo al campesino que cultiva.

En lo relacionado con la equidad, la formalización y la inversión en proyectos de emprendimientos e industrias culturales, permitirán reducir la brecha en la diferencia salarial y permitirá superar la línea de pobreza y desempleo mediante estrategias dirigidas la productividad y no hacia una política de asistencia que no permite que las personas superen las condiciones de pobreza.

Desde el Congreso y con la bancada del partido Mira en el Tolima, nos concentraremos en buscar para nuestro departamento mejores condiciones laborales, apoyaremos los emprendimientos y nuevos proyectos productivos que sean acompañados y sostenibles en el tiempo, para que nuestra región se fortalezca y sea ejemplo de pujanza en el país.