Pasar al contenido principal

Pornografía y abuso infantil: ¿Cómo identificar si mi hijo es víctima de violencia sexual?

Ibagué presenta el mayor número de casos de niños abusados en el Tolima. La mayoría de los agresores sexuales son hombres.
Justicia
Autor: Fernanda Rojas
Autor:
Fernanda Rojas
Pornografía y abuso infantil
Foto: ICBF

La Fiscalía General de la Nación seccional Tolima señaló que este 2021 se han reportado más de 100 niños víctimas de delitos sexuales en el departamento.

EL OLFATO consultó con expertos en el tema, quienes aseguraron que este flagelo afecta principalmente a los menores de 14 años y que existe un patrón de comportamiento de los niños abusados que todo padre debe reconocer.

Mayerly Vargas Rincón es psicóloga y especialista en psicología jurídica y forense con más de 9 años de experiencia.

Aseguró que se debe manejar una buena comunicación y confianza con los hijos, además de enseñarles una educación sexual que les permitirá establecer lo que está bien o mal.

“Lo más importante es enseñarles a que cada parte tiene su nombre, reconocer que hay una vagina o un pene. Decirles qué tipo de caricias son las apropiadas o buenas, como un abrazo o un saludo de mano y qué caricias no son las indicadas. Enseñarles a identificar cuando alguien lo intimida, lo persuade o lo amenaza”, acotó.

La experta señaló que hay una serie de indicios que todo padre de familia debe de identificar en caso de sospecha de que el menor haya sido violentado sexualmente.

“Debemos observar si hay cambios en sus partes íntimas, si tiene un flujo anormal o sangrado o no puede hacer un control de esfínteres. Si antes era muy expresivo y ahora se torna irritable o agresivo, es porque algo está pasando”, puntualizó.

“En ocasiones los niños que son víctimas hacen dibujos con contenido sexual. Algunos no pueden descansar, se les presentan pesadillas o no están comiendo como normalmente lo hacen o tienen un cambio en el rendimiento académico”, agregó.

Asimismo, cuando un niño o una niña realiza una exploración con su cuerpo, hay que notar si es parte de su autoconocimiento o si es indicio de que alguien lo tocó indebidamente.

Fuente: ICBF

La psicóloga especialista dijo que según estudios de Medicina Legal las niñas son más vulnerables a ser víctimas de abuso sexual y que estas acciones tienden a ser de parte de personas cercanas al hogar como el padrastro, los padrinos, primos, el vecino o incluso el propio padre.

La Fiscalía evidenció que este año, se iniciaron procesos judiciales en el departamento contra 78 personas en calidad de indiciados o capturados. La mayoría de ellos son hombres (73), el resto son mujeres (2) y comunidad LGBTI (3), en hechos ocurridos en Ibagué, El Espinal, Lérida, Líbano, Melgar y Piedras.

Según el ente acusador, las cifras de abuso sexual contra los niños corresponden a los delitos de pornografía con menores, actos sexuales con menor de catorce años y acceso carnal abusivo con menor de catorce años, los cuales se reportan en su mayoría en Ibagué seguido por los municipios de El Espinal, Melgar y Rovira, en su respectivo orden.

Un experto en Derecho Penal indicó a esta redacción que el delito que más se comete en la región es el de actos sexuales, es decir, cuando no hay acceso carnal al menor.

“Con las cifras de la Fiscalía es de resaltar que la mayoría de los delitos presentaron una reducción en el 2020 con respecto al 2019, a excepción de la pornografía infantil, delito que aumentó en el 2020”, señaló.

En lo que va del 2021 el delito de pornografía con menores de edad solo se han registrado en tres municipios: Ibagué (6), El Espinal (1) y Venadillo (1).

Por su parte, Vargas Rincón reveló que hay que ofrecer herramientas para que un niño pueda protegerse de los abusadores.

“Es necesario decirles: ‘Nadie puede hacerte daño, a mí nadie me puede hacer daño. Si alguien te toca me debes de contar’.  Así se genera esa confianza para que el niño pueda manifestar lo que le sucede”, afirmó.

Finalmente, es importante no hacer sentir mal al menor e insistir que no fue culpa de ellos.

“Hay personas que atacan a los niños, hasta les dicen ‘mentirosos’, pero es importante escucharlos, dejarlos que se expresen y reconocerles que fueron muy valientes por haberlo contado. Se trata de generarles ese ambiente de protección y que sepan que pueden contar con nosotros como padres”, concluyó.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker