Pasar al contenido principal

¿Por qué lo mató?: la pregunta sin responder que agobia a la mamá de Santiago Murillo

La mujer relató lo sucedido en las audiencias de imputación de cargos al mayor Jorge Mario Molano sindicado de la muerte del joven.
Justicia
Autor: Redacción Justicia
Autor:
Redacción Justicia
¿Por qué lo mató?: la pregunta sin responder que agobia a la mamá de Santiago Murillo

Sandra Meneses, madre de Santiago Murillo, el joven que fue asesinado la noche del 1 de mayo en Ibagué, narró lo sucedido en las audiencias de imputación de cargos al mayor Jorge Mario Molano, sindicado de haber accionado su arma en contra del menor. (A la cárcel de Picaleña fue enviado el mayor Molano, sindicado del asesinato de Santiago Murillo )

“Fueron bastante tensas, llenas de tropiezos, zozobra, angustia y dolor escuchando el relato detallado de los hechos por parte de la Fiscalía y la Procuraduría”, contó Meneses. 

A pesar de que su abogado Miguel Ángel del Río les advirtiera de lo doloroso que podría ser estar en las audiencias, la familia decidió asistir para saber lo sucedido la noche en la que perdieron a su único hijo. 

Meneses dijo que la Fiscalía demostró que: “claramente mi hijo no hacía parte de ninguna manifestación” sino que venía caminando tranquilamente por la Quinta.

“Él iba pasando el primer segmento del puente cuando recibe el impacto. Dicen que iba con las manos en los bolsillos, distraído”, explicó Meneses.

La madre contó que el joven solía andar tranquilamente escuchando música, por lo tanto, no se percató de lo que le podía pasar.

​​​​Luego de que el proyectil atravesara el brazo de Santiago, él corre aproximadamente tres metros hacia adelante queriendo alcanzar a las personas que caminaban por el sector.

“Cuentan que corre con su bracito gritando y se sienta en el andén. Es ahí cuando cae y las personas vienen a auxiliarlo”, comentó Sandra entre sollozos.

Mientras tanto, según se conoció, el mayor Jorge Mario Molano, se encontraba con el arma en sus manos. Entonces, las personas sorprendidas por lo sucedido le piden al mayor una ambulancia.

Toda esta información es confusa para Meneses quien no logra entender e incluso, quiere preguntarle al uniformado por qué accionó el arma.

 “Mi hijo estaba indefenso, no había un acto de peligro,  simplemente estaba caminando a 80 metros de distancia. ¿Por qué lo hizo?”, cuestionó Meneses.

Además, agregó que el mayor aceptó que hizo unos disparos y entregó su arma faltando algunas balas.

“Nos dimos cuenta de que no tenían argumentos para contrarrestar esa información y fueron de ahí que quisieron desviarse y culpar a otra persona”, acotó la mujer.  

En la audiencia, también revelaron lo sucedido con la posible compra de pruebas por parte del progenitor del mayor Molano. (Padre del mayor Molano habría ofrecido dinero para cambiar dictamen del CTI en el caso de Santiago Murillo)

Meneses dijo que unos familiares intentaron extraer la prueba de balística que tenía la Fiscalía para acabar con la prueba reina que sindicó al uniformado de la muerte de Murillo.

Por el momento, los familiares esperan la decisión de la Corte Suprema de Justicia frente al proceso que ha tenido diferentes novedades durante el mes que lleva en curso.

“Nosotros no hemos pertenecido a un partido político y no lo vamos a hacer ahora”

La señora Sandra se manifestó sobre la utilización del nombre de su hijo y el de ella para fines políticos y lucrativos.

“Yo quiero aclarar que nosotros nunca hemos pertenecido a un partido político y no lo vamos a hacer ahora”, enfatizó la mujer.

Asimismo, dijo que le han enviado pantallazos de una fundación llamada Santiago Murillo. “Nuestro interés ahorita no es nada de eso, nuestro único interés es que se haga justicia.”, puntualizó.

De igual forma, también dijo que ella no está incentivando a la protesta por medio de megáfonos como circula en redes sociales.

“Me preocupa que crean cuentas de intereses políticos, lucrativos y de protestas como no se deben hacer. Eso es lo que nos preocupa”, concluyó.

Los sueños de Santiago

La progenitora de Santiago Murillo también contó los sueños que su hijo tenía, los cuales nunca dependieron de ayudas del Estado sino del esfuerzo y trabajo de su familia.

El joven de 19 años pensaba viajar a Suiza para estudiar Bellas Artes. Antes de fallecer, él se encontraba trabajando por tener su propio dinero y ayudar para estudiar en el país europeo.

Por lo tanto, quiso iniciar su línea de chaquetas estampadas, apoyado por su madre que entró a un curso en el Sena para ayudarlo en el proyecto.

Ahora, ya que no está Santiago, la familia Murillo Meneses sigue construyendo lo que algún día anheló Santiago.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker