Pasar al contenido principal

Madre pierde la custodia de sus hijos por irse de rumba el día de Halloween en Ibagué

El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar le otorgó al papá la custodia permanente de sus pequeños hijos de 2 y 4 años de edad.
Justicia
Autor: Fernanda Rojas
Autor:
Fernanda Rojas
Foto: Suministrada

El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar le otorgó la custodia permanente de los hijos a un padre, luego de que la madre los dejara solos en su casa y desprotegidos por irse de rumba el 31 de octubre del presente año.

Durante más un mes Cristhian Ignacio Arias Grimaldo estuvo al tanto del proceso para ganar la custodia de sus pequeños hijos, un niño de 2 años y una niña de 4 años de edad, quienes estaban bajo el cuidado de la madre cuando ella decidió esa noche salir a una fiesta en pleno toque de queda.

Las abogadas Nora Tafur y Jasbleidy Tello llevaron el caso a favor del padre y le solicitaron al Instituto cambiar la medida de hogar sustituto a los niños. 

“Había un padre que también tenía el derecho de tenerlos. Solicitamos el restablecimiento y reubicación del medio familiar. Se presentaron los argumentos de ley 1098 del 2006 y 1878 de 2018, y pedimos que los niños estuvieran de nuevo con su papá”, indicó Tafur.

La profesional señaló que el proceso se logró en tiempo récord, ya que son casos que pueden durar aproximadamente 8 meses. 

“Fuimos muy insistentes porque los niños son muy pequeños y estaban en un hogar que no conocían, extrañaban a su familia y estaban tristes. Se otorgó todas las pruebas necesarias para que dieran la custodia permanente lo más pronto posible y así se logró”, puntualizó.

Cristhian y sus dos hijos

Cristhian Arias tiene 25 años de edad y trabaja actualmente en Interaseo. Él cumplía con las cuotas económicas, el arriendo y visitaba a sus hijos de forma constante. El día de Halloween, visitó a los niños en la casa de la madre y justo antes de que iniciaria el toque de queda se fue. No tenía idea de que Yessica (la madre) de 22 años, tenía planeado salir esa noche.

Los niños -en su inocencia- al notar que estaban solos en su casa ubicada en la carrera 3sur #36a-37, abrieron la puerta y salieron en la madrugada del 1 de noviembre. Luego, fueron encontrados deambulando en la calle por un ciudadano en el barrio Uribe Uribe, quien de inmediato los llevó a la Policía.

Los uniformados regresaron a la vivienda donde efectivamente no había ninguna persona, por lo cual quedaron bajo la protección en un hogar sustituto del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ordenado por la Comisaría Permanente y un equipo interdisciplinario que realizó la verificación y restablecimiento de derechos.

Según Tafur, después de la situación fue difícil ubicar a la madre. “Luego de lo que aconteció, lo único que hizo ella fue huir, desapareció por unos días, es una ‘niña’ que se encuentra inestable. El Bienestar Familiar hizo su indagación y logró contactarse con ella”, explicó. 

De ese modo, se determinó que la madre deberá tener un plan de visitas para los niños y una cuota para alimentación. 

“A pesar de que hizo lo que hizo, ella es la madre y tiene sus derechos, no se puede alejar de los niños, pero tendrá unas restricciones como no visitarlos en estado de alicoramiento y podrá verlos cada semana, de 9:00 de la mañana hasta las 5:00 de la tarde”, concluyó.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker