Pasar al contenido principal

Juegos Nacionales: ojalá se nos haga el milagrito

Para nadie es una sorpresa que en Ibagué hay deportistas muy buenos y que históricamente unos de los fuertes de la región, han sido las diferentes disciplinas asociadas con la natación. Por eso, preocupa, que por la falta de diligencia  de las autoridades locales, la competencia de clavados en el marco de los Juegos Nacionales, se vaya a realizar en Cali. Y como si esto fuera poco, el equipo del Tolima no tiene una piscina alterna a las de la calle 42 para entrenar.

El equipo de polo acuático, que valga la pena recordar, la mayoría de sus integrantes forman parte del equipo nacional en esta disciplina, no está entrenado como se debe, porque -obvio- no hay piscina.

En la parte de las piscinas olímpicas, como dice el alcalde “se está avanzando”, lo cual significa corroborar que están apenas en demolición. Las llamadas obras de la 42 (Contrato de modernización de la Unidad Deportiva calle 42), valen aproximadamente $ 26 mil millones, cuyo contrato le fue adjudicado al consorcio representado por el señor Jorge Alexander Pérez, conocido experto en comercialización de chatarra, que por aparentes retrasos en el pago de las estampillas no empezó a tiempo las obras, y seguramente se demorará más de lo previsto.

Los Juegos Nacionales empiezan el 6 de noviembre, según la Alcaldía de Ibagué, las obras de la 42, van a estar listas 15 días antes de esta fecha, más o menos la penúltima semana de octubre. El contrato que se firmó con el señor Pérez es por 230 días, suponiendo que  todo esté bien (cero contratiempos, cero tormentas, cero lluvias, suministro de luz  y agua permanente, entre otros) y se reciba de una sola vez la obra, sin observaciones, seguramente no van a estar 15 días antes.

Como a mí me va mejor en matemáticas que a la ministra Parody, creo que si empiezo a contar los 230 días del contrato, como debe ser a partir del 13 de Abril, calculando con días calendarios, es decir incluyendo sábados y domingos, da el 29 de Noviembre; es decir 23 días después del inicio de los Juegos.

Sin embargo, apelando al tolimensismo del contratista, a sus buenas relaciones con la Alcaldía y al interés de cumplir anticipadamente, esperemos que entregue las obras antes del comienzo de las justas deportivas.

Como una vez nos propuso el Alcalde encomendémonos a Dios para que los Juegos Nacionales y Paranacionales sean una realidad…¡Ojalá se nos haga el milagrito!

Por otro lado, las obras necesarias en el Parque deportivo para la pista de BMX y el estadio de sóftbol, no han empezado porque la licitación se declaró desierta; esto quiere decir que con una alta probabilidad estas disciplinas también emigran de Ibagué. Desde hoy empezaré  a prender una vela verde, de esperanza, para que todo salga bien.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker