Pasar al contenido principal

Millonario contrato para construir el tanque de la zona Industrial se irá a los estrados judiciales

El Consorcio Atria pidió liquidar el contrato y que se revoque la multa impuesta por el Municipio. De igual manera reclama el pago de $4.956 millones.
Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué

El Consorcio Atria y la Alcaldía de Ibagué no llegaron a ningún acuerdo con respecto al contrato 2511 de 2015 cuyo objeto era la construcción del tanque de la zona Industrial, que surtirá de agua al sector de Picaleña. La inversión ascendió a los $10.030 millones.

El contratista reclama al Municipio $4.956 millones, producto del no pago de $573 millones por trabajos ejecutados; la suma de $3.191 millones por mayor permanencia en obra y $1.191 millones por la actualización de precios, pues la obra se contrató en 2015. (Ver: Contratista del tanque de la zona Industrial afirma que la obra no se entregó por culpa de la Alcaldía de Ibagué)

"Decidimos no conciliar por considerar que terminado el plazo del contrato el consorcio no había entregado el sistema de acueducto que se había contratado en 2015. Ha habido una demora en ese contrato y no había otra salida que la declaratoria de incumplimiento y lo que resta ahora es revisar con el Ibal cómo se va a terminar esta obra y garantizar agua la zona de expansión", dijo el jefe de la Oficina Jurídica de la Alcaldía de Ibagué, Andrés Bedoya.

El contrato se encuentra sin liquidar, y será un juez el que defina el litigio. El Consorcio Atria pidió la liquidación del mismo. (Ver: La millonaria disputa entre el Consorcio Atria y la Alcaldía de Ibagué por la construcción del tanque de la Zona Industrial)

Municipio deberá asumir peritaje

Según Bedoya, la Alcaldía de Ibagué deberá contratar un perito para establecer cuál es el avance de la obra y poder realizar un nuevo estudio económico para volver a contratar los trabajos. (Ver: El proyecto del Ibal que 'le daña la imagen a la Fiscalía')

El Jefe de la Oficina Jurídica aseveró que el nuevo proceso deberá incluir el suministro e instalación del tanque, que fue pagado a Atria, pero que no se puede recibir, debido a que solo puede ser instalado por el contratista so pena de perder la garantía de la empresa Inglesa donde se fabricó.

"El Municipio no puede aceptar el tanque sin la garantía, con un agravante si el señor entrega el tanque está diciendo 'me tienen que contratar para la instalación' y eso que implicaría que un contrato de obra e instalación tuviera que hacerse a dedo y eso no se puede'", anotó.

El Municipio pagó por el tanque, que se encuentra en una bodega, la suma de $3.500 millones los cuales fueron recuperados a través de la póliza.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker