Pasar al contenido principal

Los buñuelos y la natilla, una tradición que no pasa de moda en la plaza de la 28

Los comerciantes esperan que las ventas de avena, buñuelos y otros productos se incrementen hasta en un 50 % este diciembre.
Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué
Foto: EL OLFATO

Llegó el mes de diciembre y con él la posibilidad de darle gusto al paladar con los tradicionales platos típicos navideños. Los buñuelos, la natilla y la avena son algunos de los manjares que no pueden faltar en la mesa.

Jackeline González, propietaria del establecimiento “Avena la abuela”, ubicado en la plaza de la 28, vende hace más de 40 años estos alimentos y conoce de sobra lo codiciados que son cada diciembre, tanto por ibaguereños como por turistas.

“Este negocio fue fundado por mi madre hace 47 años exactamente y sabemos que para esta temporada los productos que más se venden son la avena, el buñuelo, la harina para la natilla y las masas ya preparadas”, contó.

Esta es la mejor época del año no solo por el valor emocional que tiene para muchas familias, sino también por la activación del comercio, ya que las ventas se incrementan hasta en un 50 %.

“Mensualmente vendemos aproximadamente $7 millones, pero generalmente en diciembre vendemos cerca de $12 millones. Esperemos que las cosas se mantengan este año con todo lo del virus”, expresó. 

Al igual que muchos otros comerciantes del país, ella y los demás vendedores del sector se vieron considerablemente afectados por la pandemia, pero guardan la esperanza de que todo mejore para continuar con la tradición.

“En este momento estamos manejando todos los protocolos de bioseguridad, pero somos conscientes que no es lo mismo, ya que teníamos enseñada a la clientela a que si querían consumir algo, lo podían hacer aquí mismo sentados”, indicó.

Las personas que deseen comprar sus productos podrán hacerlo en el horario de 5:00 de la mañana a 5:00 de la tarde, y en temporada de 5:00 de la mañana a 7:00 de la noche.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker