Pasar al contenido principal

Fiscalía abre indagación preliminar por licitación para remodelación del Estadio Murillo Toro

La indagación se abre tras la denuncia hecha por EL OLFATO el pasado fin de semana, en la que se advierte un aparente acuerdo entre los dos proponentes del proceso.
Justicia
Autor: Redacción Justicia
Autor:
Redacción Justicia

La Unidad de Delitos contra la Administración Pública de la Fiscalía abrió indagación preliminar a la Alcaldía de Ibagué por la licitación para remodelar el Estadio Manuel Murillo Toro, la cual fue adjudicada al Consorcio AME, conformado por el ingeniero Mario Gabriel Jiménez y Adonis Vladimir Bernal, y tendrá una inversión de $3.132 millones. 

Tras la denuncia hecha por EL OLFATO el pasado fin de semana, en la que se advierte un aparente acuerdo entre los dos proponentes del proceso, el ente acusador asignó un equipo investigador para que recolecte toda la información relacionada con este contrato. (Ver: La historia no contada de la sospechosa licitación de $3.132 millones para remodelar el estadio Manuel Murillo Toro)

De acuerdo con lo que pudo conocer este medio de comunicación, habrían algunas sombras rodeando esta licitación. Por lo menos así lo han analizado abogados e ingenieros expertos en el tema, quienes fueron consultados por esta redacción. 

Según lo detectado por los profesionales, resulta muy extraño que, pese a que hubo varias firmas interesadas en el contrato y se presentaron 28 observaciones a los pliegos de condiciones, al final solo se presentaron dos oferentes: el consorcio AME, conformado por Mario Gabriel Jiménez y Adonis Vladimir Bernal, y el ingeniero Carlos Fernando Cubides Bonilla.

El ganador del proceso fue el ingeniero Mario Jiménez. Pese a contar con la experiencia necesaria y el músculo financiero requerido, su competidor Carlos Fernando Cubides Bonilla fue excluido por una curiosa razón: no presentó correctamente las hojas de vida de dos integrantes de su equipo de trabajo, cuyos perfiles abundan en el mercado laboral. 

Así las cosas, este es el primer lío penal que podría enfrentar la administración del alcalde Andrés Fabián Hurtado por asuntos relacionados con los escenarios deportivos de la ciudad. 

Vale la pena anotar que al Estadio Manuel Murillo Toro lo han rodeado múltiples investigaciones, desde el gobierno del exalcalde Luis H. Rodríguez.

De hecho, por la adjudicación del contrato irregular de los diseños de este escenario, Jorge Pérez, secretario de Infraestructura del exmandatario, fue condenado a siete años de prisión. (Ver: Exsecretario de Infraestructura de Ibagué pagaría siete años de prisión y una multa de $117 millones)

Asimismo, los exasesores de la Alcaldía de Ibagué Leonardo Bastidas, James Perdomo y Raúl Navarro Jaramillo fueron enviados a la cárcel por los delitos de concusión e interés indebido en la celebración de contratos. (Ver: Envían a la cárcel a exsecretario y exasesores que contrataron irregularmente los diseños del estadio)

Ahora bien, en el marco de los Juegos Nacionales de 2015 también resultaron en líos penales otros seis contratistas, a raíz de las irregularidades detectadas en la adjudicación del contrato de remodelación del estadio Manuel Murillo.

Se trata de Mario Espitia, Jesús Acosta, Luis Cortés, Fernando Aljure, Leonardo Valero y Federico Cardona. (Ver: Fiscalía imputó a siete personas por irregularidades en la remodelación del estadio Manuel Murillo Toro)

A ellos les fueron endilgados los delitos de contrato sin cumplimiento de los requisitos legales, interés indebido en la celebración de contratos, cohecho por dar u ofrecer, falsedad en documento público, falsedad en documentos privado, fraude procesal, cohecho propio y peculado por apropiación. 

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker