Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Fauna silvestre es vendida sin control en calles de Ibagué

Eran monos aulladores, pero fueron rescatados y comprados por dos ambientalistas.
Medioambiente
Autor: Redacción Medioambiente
Autor:
Redacción Medioambiente
Foto: Cortolima

Como si fueran prendas de vestir, un grupo de personas negociaban sin control la venta de dos ejemplares de monos aulladores (Alouatta Seniculus), conocidos por habitar en bosques de montaña y de vida sedentaria. Los animales silvestres eran ofrecidos en una esquina del barrio San Antonio de Ibagué. 

Sin embargo, dos ciudadanos luego de escuchar las pretensiones económicas de los traficantes ilegales, terminaron comprando los primates y entregándolos al propio director general de Cortolima, Jorge Enrique Cardoso. El hecho se registró esta mañana en las oficinas de la entidad ambiental. 

Tras la primera revisión por parte del veterinario Ignacio Bernal, del Centro de Atención y Valoración de Fauna Silvestre - CAV de Cortolima, se logró verificar que los animales corresponden a un macho que pesa 1500 g. y una hembra de 1350 g., ambos juveniles en buen estado físico. Los monos quedaron en observación.

Los ambientalistas tomaron la decisión de comprar los primates porque conocen el trabajo de la corporación, pero sobre todo para que se les “iniciará un proceso de rehabilitación a los individuos, y dependiendo su estado podrán volver a su hábitat natural, de donde nunca debieron haber salido”. 

Los monos aulladores es una especie que habita en diversidad de ambientes que comprenden bosques secundarios, bosques húmedos y bosques de montaña y manglares. Viven en grupos de alrededor de 20 individuos.