Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Fallo ordena al Inpec a indemnizar a expresidiario de la cárcel de Picaleña por lesión sufrida en un ojo

Carlos Francisco Sosa Molina fue agredido con una piedra en su ojo derecho en 2013. Esto le generó una pérdida del 25 % de la visión.
Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué

El Tribunal Administrativo del Tolima condenó al Inpec a reconocer a Carlos Francisco Sosa Molina, la suma de $35.112.120 por la agresión de la que fue objeto en 2013 estando recluido en la cárcel de Picaleña.

De igual manera, ordena pagar por daños y perjuicios a sus familiares la suma de $35.112.120 y que equivalen a 40 SMMLV.

Sosa Molina, fue agredido por otro interno en su ojo derecho con una piedra en mayo de 2013. La víctima fue trasladada a urgencias por personal del Inpec. La lesión le generó un 25.40 % de pérdida de su capacidad laboral.

Según el Tribunal, "la entidad incumplió la obligación que le asistía de garantizar la protección y la seguridad de los internos, en virtud de la relación de sujeción que existe entre las personas privadas de la libertad y el Estado; ya que a partir de esa relación surge el compromiso de impedir que otros reclusos, terceros o el propio personal de vigilancia y custodia, atenten contra la vida e integridad de quienes están recluidos".

Sosa Molina fue condenado por parte el Juzgado Quinto Penal del Circuito de Ibagué a la pena de cuatro años y ocho meses de prisión por el delito de fabricación, tráfico y porte de armas de fuego en 2012.