Pasar al contenido principal
Exclusivo

En Ibagué han muerto siete personas sospechosas de coronavirus y aún se desconocen los resultados de las pruebas

El diagnóstico de los exámenes ha sido tan demorado que, a la fecha, hay 151 muestras represadas en el Instituto Nacional de Salud (INS).
Salud
Autor: Redacción Salud
Autor:
Redacción Salud
Foto: INS

Siete pacientes sospechosos de ser portadores del virus COVID-19 han fallecido en Ibagué sin que se conozcan los resultados de las pruebas. El diagnóstico de los exámenes ha sido tan demorado que, a la fecha, hay 151 muestras represadas en el Instituto Nacional de Salud (INS).

De hecho, las dos víctimas que han fallecido por la pandemia en Ibagué y El Espinal, conocieron sus resultados 24 horas antes de morir. Esta información oficial se había mantenido bajo reserva debido a la incertidumbre que genera para el sistema de salud.  (Ver: Muere primer paciente en Ibagué por COVID-19)

“Los resultados se demoran porque el Gobierno Nacional tiene una capacidad insuficiente para revisar todas las pruebas del país. Solamente están revisando los casos de personas que están en cuidados intensivos, ya que el INS no tiene capacidad”, manifestó una fuente del sector salud, quien solicitó omitir su nombre. 

Esa dificultad ha provocado un preocupante subregistro de casos de COVID-19 en el Tolima y en el país. Hasta este domingo 19 de abril, el departamento registra un total de 32 infectados, de los cuales 12 se han recuperado y dos más perdieron la vida. (Ver: Dos nuevos casos de COVID-19 en Ibagué, uno de ellos es una empleada de una institución de salud)

Sin embargo, esa cifra es irreal y genera una falsa tranquilidad. Prueba de ello, es que el ministro de Salud, Fernando Ruíz, dijo la semana pasada que estima que en Colombia haya entre 10.000 y 12.000 personas portadoras del nuevo coronavirus y no lo saben. 

La única alternativa que tienen las autoridades locales es la habilitación del Laboratorio de Salud Pública Departamental, el cual suscribió un convenio con la Universidad del Tolima para realizar pruebas del COVID-19 y conocer con celeridad los resultados.  (Ver: Segunda víctima mortal por coronavirus en Ibagué)

El pasado 23 de marzo, el gobernador del Tolima, Ricardo Orozco, anunció la destinación de $1.000 millones para modernizar y dotar este lugar que estaría listo en los próximos días. Estos recursos permitieron la compra de reactivos, equipos y la adecuación de la infraestructura. (Ver: Gobernación inyectará $1.000 millones al Laboratorio de Salud Pública del Tolima para el diagnóstico del COVID-19)

Por otro lado, y para masificar la identificación de posibles casos, el Gobierno Nacional pidió a las Empresas Prestadoras de Servicios de Salud (EPS) que realizaran las pruebas a sus afiliados, pero sus usuarios han denunciado muchas barreras para acceder a dichos exámenes. (Ver: EPS deberán practicar pruebas rápidas para COVID-19: Minsalud)

© 2020 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker