Pasar al contenido principal

‘El contratista Mauricio Arenas tenía dos grados de alcohol’: Policía Metropolitana de Ibagué

Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué

Otro capítulo se abrió en el escándalo relacionado con funcionarios y contratistas de la Alcaldía de Ibagué sorprendidos cuando se movilizaban en estado de embriaguez en un vehículo el fin de semana. La Policía Metropolitana reveló este jueves que el contratista Mauricio Arenas Noreña registró dos grados de alcohol en una prueba practicada por uniformados.

La mañana de este jueves, en una entrevista con periodistas de la ciudad, el coronel Jorge Morales, comandante de la unidad policial, habló del procedimiento y volvió a confirmar que Mauricio Arenas sí iba conduciendo y que fue objeto de un comparendo de 9’374.760 en la Secretaría de Tránsito Municipal. (Ver: Por reten policial, funcionarios y contratistas de la alcaldía de Ibagué protagonizan escándalo callejero)

¿Finalmente, quién era el conductor y cuánto fue la multa?

La cifra exacta no la tengo en este momento, la tiene la Secretaría de Tránsito, lo que sabemos es que el conductor, en el dictamen que realizaron los policías de tránsito, resultó con grado de alcoholemia número dos, por eso de inmediato se inmoviliza el vehículo y se hace el trámite correspondiente. Y pues la Secretaría de Tránsito ya es la responsable de manejar el protocolo con esta persona.

¿Quién iba conduciendo realmente el vehículo?

En el procedimiento que hizo la Policía de Tránsito, en el informe que ellos dan con la patrulla de vigilancia, (aparece) el nombre de Mauricio Arenas Noreña, esa es la persona del informe de tránsito y a la que le realizan el comparendo correspondiente. (Ver: Apareció el supuesto conductor que defiende al contratista Mauricio Arenas y hace exigencias económicas)

En algún momento se habló que el hombre se pasó para el puesto del conductor e intentó arrollar a un policía cuando intentaba huir. ¿Qué hay de cierto?

Lo que tenemos en el informe de Policía es que esta persona se pasa al puesto del conductor, trata de huir y en ese momento el policial trata de ingresar a suspenderle la llave para que el vehículo se inmovilice y ahí es cuando ellos (los policías de vigilancia) siguen el procedimiento, llega el apoyo del personal de Tránsito y Transporte, se le identifica plenamente, hacen el examen de la prueba de alcoholemia y cuando arroja el resultado se inmoviliza.

Están alegando que la prueba de alcoholemia no se practicó con idoneidad, ¿qué decir?

Sabemos que el procedimiento policial tanto del modelo de vigilancia por cuadrantes cuando realizó el comparendo a este joven -artículo 35 numeral uno- se practicaron las pruebas con los aparatos técnicos y arrojó ese dictamen. Por eso se hizo un trámite normal ante la Secretaría de Tránsito, que es la que debe aplicar las multas.

¿Qué opina usted de la versión de Mauricio Arenas de que él no iba manejando el carro sino otra persona?

Ahí están los informes de Policía de unos hechos que ellos expresaron y han dejado a disposición de todas las entidades correspondientes. (Ver: Planean manipular los hechos para defender al contratista que conducía ebrio)

¿Existe la posibilidad de que el policía se haya equivocado y le haya impuesto el comparendo a otra persona?     

Esto es muy claro, el personal de Tránsito y Transporte realizó el procedimiento, el comparendo a esa persona, que es quien iba en ese momento en el vehículo y que se identificó plenamente con su cédula de ciudadanía y ellos hacen el trámite.

Aunque la ley es para todos, son los funcionarios públicos los que deben dar ejemplo de aplicación de la norma.

Cualquier ciudadano debe dar buen ejemplo en todo momento. En toda ciudad, vereda o corregimiento a nivel país tenemos que dar ejemplo, sin importar que sea un ciudadano que trabaje con la empresa privada, con el Estado o si es funcionario público, la ley se aplica por igual.

 
 
© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker