Pasar al contenido principal

Docente paisa responde e insiste en que hay 'yihadistas ambientales' en el Tolima

Ibagué
Autor:
Autor:

Después de la polémica que se generó por las declaraciones del profesor de Geología Económica de la Universidad Nacional, Oswaldo Ordóñez, ELOLFATO.COM buscó al académico para saber por qué se refirió en esos términos al turismo de la ciudad y qué lo motivó a comparar a los críticos del proyecto La Colosa con los 'yihadistas'.

Ordóñez se ratificó en todo. Solo agregó que así como hay 'yihadistas ambientales' también existen en Colombia simpatizantes del expresidente Álvaro Uribe Vélez tan radicales como los 'yihadistas' de oriente medio.

ELOLFATO.COM: En el Tolima estuvimos muy atentos del debate porque nos interesa el tema de la consulta popular minera. Pero a algunas personas en Ibagué no les cayó muy bien su afirmación con respecto a que en Ibagué no hay turismo, sino que solo lo hay en Antioquia y Santander. ¿Por qué hizo esa afirmación que sonó tan despectiva?

Oswaldo Ordóñez: En el foro no hay tiempo suficiente para explicar a qué se refiere uno. Lo que pasa es que en la pregunta de la consulta dice que Ibagué tiene una vocación turística. Obviamente, en cualquier lugar del mundo se puede hacer turismo. Eso es diferente; y claro que en Ibagué podemos hacer turismo. Otra cosa es decir ‘vocación turística’. Cuando uno dice eso, quiere decir que Ibagué vive del turismo, tiene una empresa y un sistema montado sobre el turismo y toda la población vive de eso. Por ejemplo, el Eje Cafetero sí vive del turismo. Lo que es el Parque del Café, Montenegro, Armenia, Calarcá, Salento, etc., son regiones que viven del turismo y parte de su economía la fundamentan a nivel de hoteles, programas para las familias. Yo puedo visitar Ibagué, pero no tengo una oferta económica, empresarial y turística, y eso Cotelco lo puede confirmar muy bien. Ibagué no se muestra como un destino turístico de Colombia. Ibagué no vive del turismo, no tiene empresas turísticas. Claro que yo puedo ir a Ibagué a comer lechona, a conocer el río Combeima, pero no hay empresas desarrolladas. Eso es una manipulación que hace parte del Alcalde y de esa consulta. Muy diferente es que en el futuro Ibagué vaya a tener una vocación turística, pero para llegar allá hay que hacer empresas, reunir los gremios. Lo que dije no fue despectivo.

ELOLFATO.COM: ¿Pero no le parece que no le queda bien a usted descalificar el trabajo que están haciendo los empresarios en Ibagué con relación al turismo?

Oswaldo Ordóñez: Yo no estoy descalificando un gremio. Yo estoy centrando la discusión en la pregunta que el Alcalde propone para la consulta. Él dice que no se puede hacer minería porque la vocación de Ibagué es turística y, en este momento, no es así. Lo que esté construyendo la gente es válido. Yo no estoy denigrando los esfuerzos que hacen.

ELOLFATO.COM: Cuando usted se refiere a los 120.000 marchantes, también habla de los “yihadistas ambientales”. ¿Cree que la comparación con el terrorismo es válida?

Oswaldo Ordóñez: Dentro de la religión, existen los fundamentalistas musulmanes y los yihadistas musulmanes. Yo soy ambientalista, hay fundamentalistas ambientalistas y yihadistas ambientalistas. Entre ambientalistas podemos conversar y llegar a acuerdos, pero seguramente 10 de los 120.000 pueden pertenecer al grupo de los yihadistas: son personas que no escuchan, no entienden. Ese yihadismo radical ya lo vivimos con el uribismo. No toda la gente que está en contra de la minería es eso, pero hay gente que usa y tergiversa la información para poder llevar a cabo su populismo. La mayoría de estas personas crean perfiles de Twitter para bombardearnos. No me refiero a la gente que marcha de manera civilizada. Yo he ido a regiones de Antioquia donde los carros de las mineras los cogen a piedra, donde a la gente que trabaja en la minería les bloquean las vías. He visto a geólogos e ingenieros humillados por algunos de estos personajes, con la intención de agredirlos. Una cosa es defender el medio ambiente y otra cosa es el radicalismo.

ELOLFATO.COM: ¿Pero por qué compararlo con el terrorismo?

Oswaldo Ordóñez: Es una forma cuando tú eres un radical, cuando no aceptas la presencia del otro. Hay radicales uribistas a los que no les sirve nada, pero no todos son así. Los “yihadistas ambientales” ya los tengo indentificados en Twitter, porque viven creando perfiles falsos, escondidos, y nosotros sabemos que son pagados por ONG. Y no me refiero a una persona del común que marche por el agua. En todos los movimientos usted ve de esos.

ELOLFATO.COM: Sin embargo, es desproporcionado asociarlos con el terrorismo.

Oswaldo Ordóñez: Es lo mismo que cuando los señores que hacen la consulta nos dicen que todos los mineros somos una desgracia, que todos destruimos, nos robamos la plata y somos el asco del mundo. Yo creo que nos estamos tratando en el mismo lenguaje. Y yo no comparto eso de la Biblia que dice que si me dan en la cara debo poner la otra mejilla. Si me das, te doy. Si me tratas con altura, te trato con altura. Pero si en un debate me estás diciendo que la minería destruye y es una desgracia para este país, como lo dice el Alcalde, yo creo que me estoy igualando al nivel de ellos. El Alcalde está desinformado, él no conoce lo que es la minería legal porque la confunde con la ilegal. Cuando yo estoy con una persona de esas por eso termino llegando a eso. Pero si tú eres una persona formada o estás informada, podemos dialogar. Yo no tengo por qué respetar a alguien que me llama destructor del medio ambiente, que dice que la pobreza en las zonas del mundo es culpa de la minería, que la corrupción es culpa de la minería. Debemos recordar que están tratando muy mal a la minería, y por ende a los ingenieros, geólogos y empresas legales de este país, y ahí es donde debemos marcar las diferencias.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker