Pasar al contenido principal

Desde La Eskina del Barrio se construye una nueva cara para el sur de Ibagué

Ibagué
Autor: ElOlfato
Autor:
ElOlfato

La historia ha demostrado que es posible contrarrestar la violencia por medio del arte. Al menos así lo han concebido diferentes grupos de personas, principalmente de jóvenes, en las zonas más estigmatizadas del país.

Colectivos que buscan por medio de expresiones artísticas como el graffiti, el hip hop, el break dance o la producción audiovisual,  proyectos generalmente relacionados con el tema urbano, que las comunidades se empoderen de sus territorios.

Al menos, bajo esa idea nació La Eskina del Barrio. En 2007, un grupo de jóvenes de diferentes zonas del sur de Ibagué se reunieron y decidieron que transformarían este sector de la ciudad por medio del arte, decidieron generar activismo cultural en estos barrios estigmatizadas por sus niveles de violencia, entre otros factores sociales.

“Es un colectivo de las comunas del sur de la ciudad que decidieron organizarse en pro de transformar los territorios del sur de Ibagué, que no los vean con territorios de violencia, sino como espacios de transformación social desde al arte, en este caso desde el hip hop, el graffiti, la música, los contenidos visuales y todo lo que tiene que ver con el tema urbano”, explicó Mauricio Rodríguez, uno de los integrantes de La Eskina.

Los inicios no fueron sencillos, ya que las personas veían un grupo de ‘pelaos’ que solo querían dedicarse a pintar los muros del barrio, rapear y bailar. No creían que de verdad hubiera un trasfondo en esa iniciativa, así que no lograban que los apoyaran.

Sin mencionar que, en varias ocasiones recibieron amenazas de muerte, pues lamentablemente todavía quedaban residuos de la violencia de los años 90’ y principios de los 2000 que golpeó fuertemente la ciudad.

Pero no decayeron, por medio de rifas y venta de tamales fueron recogiendo recursos para la compra de materiales con las que iniciarían su proyecto de transformar el sur de Ibagué.

“Empezamos a trabajar en procesos que involucraran y empoderaran a la comunidad para empezar a ver el barrio de otra manera”, aclaró Rodríguez. Por medio de encuentros comunitarios y pequeñas presentaciones de los proyectos que venían ejecutando, fueron ganando terreno en los habitantes de estos sectores.

Y poco a poco esta Eskina fue creciendo

Con el paso de los años y con muchos esfuerzos de cada uno de sus integrantes, La Eskina del Barrio pasó a convertirse en uno de los grandes colectivos de la ciudad con más de 130 personas, en su mayoría jóvenes.

Porque a medida que avanzaban en sus proyectos, se dieron cuenta que a través del arte podían ofrecerles a los habitantes de estos barrios procesos de formación tanto cultural como educativa.

De hecho, uno de los primeros proyectos que llevaron a cabo fue una especie de escuela, con horarios y ciertas normas, la diferencia es que en estos espacios no se enseñaban matemáticas o español, sino rap, graffiti, producción musical y audiovisual...

Siendo el graffiti uno de sus fuertes. En distintos puntos de la ciudad, principalmente en los sectores del sur, varios de estos murales son hechos por integrantes de La Eskina, una forma de mostrar las realidades de sus territorios. Todo bajo la iniciativa: ¿De qué color es tu barrio?

“Queremos que vean el graffiti como una expresión artística y no como vandalismo. No es solo pintar por pintar, con estos graffitis contamos historias, queremos que a través de ellos las personas nos digan cómo ven la ciudad, cómo ven el barrio”, agregó Rodríguez.

Una iniciativa que se expandió por el Tolima y otros departamentos  

Este grupo de artistas no se ha conformado con quedarse en el sur de la ciudad, por eso han llevado su idea de construcción social por medio del arte a varios de los 47 municipios del Tolima, así como a los departamentos del Caquetá y Meta.

Han llevado a estos pueblos varios de los procesos que han implementado por más de 11 años en el sur de la ciudad y también han hecho parte a los habitantes de los respectivos municipios de 'El sur es arte'.

“'El sur es arte' es uno de los festivales más grandes de la ciudad. Es un espacio de encuentro comunitario que realizamos en diciembre, allí se muestran todos los procesos que trabajamos durante el año, hay diferentes muestras artísticas y vienen personas de todo el departamento, de otras ciudades y países”, expuso Rodríguez.

De hecho, en 2017 'El sur es arte' se convirtió en un festival internacional, es decir, se abrió la posibilidad de hacer convenios con colectivos de otros países para mostrar lo que se hace en Ibagué por cambiar el estigma de una zona, pasar de ser un territorio que genera temor, a un barrio en que la gente quiere estar.

El posicionamiento

La Eskina del Barrio ha tratado de “moverse” por todo el país, dar a conocer lo que hacen y aprender de otros colectivos que llevan más tiempo, como es el caso de Casa Kolacho, en la comuna 13 de Medellín. Este grupo de raperos decidió hace casi dos décadas cambiar la cara de una de las zonas más violentas de la capital antioqueña.

De ellos, reconoció Mauricio Rodríguez, han adquirido muchas bases de lo que son, así como de la agrupación de hip hop, Crew Peligrosos y del Centro Cultural Moravia (también en Medellín), espacio con el crearon una articulación para realizar trabajos en conjunto.

Por ahora, se centran en la construcción de la Sede Cultural del Sur, un lugar que consiguieron gracias a una alianza entre la Mesa Cultural del Sur y la Alcaldía de Ibagué.

"Era un hospital abandonado y decidimos apostarle y convertirlo en una sede cultural. La vamos articular con casas culturales de Latinoamérica y Europa”, indicó.

Este colectivo está seguro de que el sur no es violencia, sino un territorio de arte y transformación social, por eso le piden al Estado y a los privados que sigan apostándole a las iniciativas que se forjan desde los barrios. No obstante, resaltan que lo más importante es la apropiación de los territorios desde la misma comunidad.

“Creo que no solamente el Estado le compete invertir en los procesos de los barrios populares, por decirlo así, sino también la misma comunidad y como se empodera de sus propios territorios para crear sus propias dinámicas.  Es un llamado para que las personas quieran más su barrio, su comuna y su ciudad, pero desde las acciones, respetando a los demás, apoyando los procesos culturales y deportivos… la transformación de la ciudad”.

Quienes deseen conocer más sobre este colectivo pueden buscarlos a través de las redes sociales:

Facebook: La Eskina del Barrio

Instagram: laeskinadelbarrio

Twitter: @eskinadelbarrio 

© 2020 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker