Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Denuncian 'piques' ilegales de motociclistas en la vía al Aeropuerto Perales de Ibagué

Los motociclistas inician las arriesgadas maniobras desde el Parque Deportivo, llegan hasta la primera glorieta y se regresan a velocidades que superan los 100 kilómetros por hora.
Ibagué
Autor: Redacción Ibagué
Autor:
Redacción Ibagué

Los habitantes que residen en inmediaciones a la doble calzada del Aeropuerto Perales de Ibagué están preocupados por la realización de peligrosos ‘piques’ ilegales en horas de la tarde y noche.

Los motociclistas antes hacían ruidosas competencias en los alrededores del estadio Manuel Murillo Toro, en donde tenían cansados a los vecinos del barrio Los Mártires, ahora inician las arriesgadas maniobras desde el Parque Deportivo, llegan hasta la primera glorieta y se regresan a velocidades que superan los 100 kilómetros por hora.

“Estos se ha vuelto recurrente casi todos los días especialmente en horas de la tarde y noche. Estamos muy preocupados con estas maniobras peligrosas que ponen en peligro a las personas que transitan sobre la vía y podrían generar una tragedia”, indicó una residente del sector de la Samaria.

De igual manera la denunciante dijo que a pesar de los reiterados llamados a las autoridades, las competiciones ilegales continúan sin control alguno.

“De nada sirve llamar a la Policía o a los agentes de tránsito porque esas motos siguen haciendo de las suyas. Les solicitamos a las autoridades que por favor atiendan nuestro llamado y nos presten atención, antes de que estos señores atropellen a alguien o generen un grave accidente de tránsito”, reiteró la mujer.

Durante el día sin IVA de la semana pasada, habitantes del barrio Las Ferias denunciaron a través de redes sociales al mismo grupo de motociclistas transitando en exceso de velocidad y generando estruendos con los automotores por las calles de la zona.

Por su parte, la Policía Metropolitana de Ibagué manifestó que fortalecerá las labores de patrullajes en estos puntos de la capital tolimense con el fin de ponerle el ‘tatequieto’ al grupo de rebeldes.