Pasar al contenido principal

Usted está aquí

Demoras en los vuelos entre Ibagué y Bogotá se mantendrían hasta enero de 2017

Nación
Autor:
Autor:

Si sus vuelos entre Ibagué y Bogotá, o viceversa, se han demorado varias horas por los problemas meteorológicos que enfrenta la capital del país, debe llenarse de paciencia o contemplar la posibilidad de viajar por tierra.

El director de la Aeronáutica Civil, Alfredo Bocanegra, anunció que fenómeno de neblina que viene afectando la operación en el aeropuerto internacional El Dorado se extendería hasta el mes de enero de 2017, razón por la cual el país se declaró en una crisis aérea que perjudica a la mitad de terminales del país. (Ver: Director de la Aerocivil se queja de las altas tarifas de Avianca en Ibagué)

El funcionario explicó que los vuelos del inicio del día y el final de la tarde son los más afectados por los cierres temporales de la operación del aeropuerto El Dorado, situación que tiene mayor impacto en ciudades como Ibagué, en donde las aerolíneas Avianca y Easy Fly tienen precisamente sus conexiones con Bogotá en esos horarios.

"Tuvimos una anticipación en el tiempo de algo que preveíamos para el mes de diciembre, con temas metereológicos de neblina, que comprometía la operación de las primeras y las últimas horas. Esta situación es posible que: así como se anticipó a noviembre se prolongue hasta finales de enero de 2017. Es decir que la afectación va  continuar", explicó Bocanegra.

El funcionario anunció que una de las medidas que pretende implementar para enfrentar esta crisis es solicitar a la Agencia Nacional de Licencias Ambientales (Anla) la autorización de ampliación del horario de una de las pistas del Aeropuerto El Dorado, que actualmente funciona hasta las 11:00 de la noche.

"La idea es que funcione una o dos horas más. En situaciones excepcionales debemos buscar soluciones excepcionales", advirtió el director de la Aerocivil.

Bocanegra le pidió a las aerolíneas que mejoren sus canales de información para que los usuarios sepan cuando se reprograman o se cancelan los vuelos, y así ellos puedan buscar soluciones de conexión.