Pasar al contenido principal

¿A Camargo le cobran el uso del estadio Manuel Murillo Toro o el apoyo a Ricardo Ferro?

Investigación
Autor:
Autor:

El regreso del Club Deportes Tolima a Ibagué, después de concluidas las obras de remodelación del estadio Manuel Murillo Toro, se convirtió en una verdadera novela en la que hay mezclados intereses económicos y políticos. Todo esto ocurre a cuatro días del partido de vuelta entre el onceno Pijao y el Once Caldas, por los ‘playoffs’ de la liga II-2015.

Gabriel Camargo quiere volver con su equipo, pero sin pagar, como ha sido su costumbre durante varias décadas y el alcalde de Ibagué, Luis H. Rodríguez, se acordó de que había que cobrar por la explotación del estadio, faltando un mes para terminar su periodo de gobierno.

Durante tres años y 11 meses, la Alcaldía de Ibagué y el IMDRI (entidad responsable del escenario) habían sostenido que el exsenador estaba “exonerado” del pago de arriendo por la utilización del escenario deportivo durante los partidos del torneo profesional. Sin embargo, también lo usaba hasta para entrenar entre semana.

Así se lo aseguraron ante la Procuraduría Provincial dentro de un proceso disciplinario que se abrió por la explotación de este bien público por parte de un particular (Gabriel Camargo), sin que mediara ningún contrato. (Ver: Camargo usa el estadio Manuel Murillo Toro sin contrato)

La denuncia fue interpuesta por este medio de comunicación pero la procuradora Ligia Aguilar archivó irregularmente el caso argumentando que el Club Deportes Tolima no estaba obligado a pagar porque era una entidad sin ánimo de lucro, algo absolutamente falso. (Ver: Así tapan las irregularidades del IMDRI en la Procuraduría Provincial)

El ‘Cambio Radical’ de Luis H.

Pues bien. El nuevo Luis H. Rodríguez cree que Gabriel Camargo debe pagar por el uso de un bien público, que acaba de ser remodelado y en el que se invirtieron $15 mil millones.

La propuesta de la administración era que el dirigente deportivo pagara $2.000.000 más el 8% correspondiente al valor neto de la taquilla de cada encuentro.

Uno de los argumentos de Luis H. y sus asesores es que Camargo paga en Bogotá, por el estadio de Techo, el 10% del valor bruto de la taquilla, más un $1.958.800 por las áreas comerciales donde está la venta de bebidas y alimentos, y $644 mil por cada hora que utilice el servicio de iluminación del escenario deportivo, como lo dio a conocer este medio de comunicación en mayo de este año. (Ver: Camargo dejó su 'paraíso fiscal' en Ibagué y firmó millonario contrato en Bogotá por el estadio de Techo)

“El Deportes Tolima aceptaba pagar los $2.000.000 pero que no le tocaran la taquilla. Querían un contrato similar al que tenía el Atlético Huila en Armenia, donde pagan solamente $2.000.000 y nada más”, dijo una de las personas que participó en la reunión.  

Pero como ya se sabe en Ibagué, al dueño del Deportes Tolima no le gusta que le toquen el bolsillo y decidió no aceptar las nuevas condiciones, y mantener su sede en la capital del país, le contó la misma fuente de la Alcaldía a ELOLFATO.COM.

La administración local prepara un comunicado de prensa, de cinco puntos, en los que revelará cómo fue la frustrada negociación con el excongresista, quien en las pasadas elecciones no quiso apoyar el candidato de la familia del Alcalde (Jhon Esper Toledo) sino que se fue con el aspirante Ricardo Ferro. (Ver: El 'desinteresado' apoyo de Gabriel Camargo al candidato Ricardo Ferro)

Ese sería el trasfondo de este ‘novelón’. Luis H. no le perdonaría a su viejo amigo y aliado político la ‘traición’ en los comicios regionales del 25 de octubre. Toledo daba por descontado que Camargo se uniría a su campaña, incluso publicó una foto con él cuando apenas iniciaba la campaña.


Y es que Jhon Esper tenía razones de peso (y pesos) para pensar que don Gabriel estaría con ellos. La alcaldía de Ibagué lo había exonerado del pago del arriendo del estadio Manuel Murillo Toro durante todo el periodo y como si fuera poco, a través del generoso respaldo del Concejo Municipal, recibió otro regalo: quedó exento del pago de impuestos locales durante 10 años. (Ver: El millonario regalo de la Alcaldía de Ibagué para Gabriel Camargo

Pero lo cierto es que tanto Luis H. Rodríguez como Gabriel Camargo perdieron y el nuevo alcalde de Ibagué, Guillermo Alfonso Jaramillo,  ya anunció que quien quiera usar el estadio Manuel Murillo Toro tendrá que pagar.

© 2021 All reserved rights.
Diseño y desarrollo web por Micoworker